33. El secuestro

Martes 1:17

No es mi culpa, no es mi culpa, no es mi culpa, no es mi culpa. Manolo, no sabes cómo te agradezco que hayas venido. Alfonso y Blanca no querían despegarse del teléfono. ¿Estás seguro de que es por aquí? Está muy obscuro. ¿A cuántos kilómetros de Aguascalientes estaremos? Es que no estoy segura de que sea por aquí. Pero sí dimos vuelta en la desviación que nos indicaron ¿verdad? ¡Puta madre, es mi culpa!

Parece que éste es el letrero. A ver, acércate tantito. Sí, aquí es donde hay que dejar el coche y seguir a pie.

Lunes 23:43

¿Eran ellos? ¿Qué dijeron? ¿Hablaron con Arturo? Sí, sí, me calmo, estoy tranquila, ya sé que no es mi culpa. ¿Van a volver a llamar? Si dejaron indicaciones de dónde está, podemos ir. Si quieren, Manuel y yo  vamos ¿sí, Manuel? Porque no dijeron a qué hora iban a volver a llamar ¿o sí? Son capaces de esperarse hasta mañana para ver si ya está el depósito; mejor nosotros vamos, y nos llevamos el comprobante del banco. ¿Guardaespaldas? No, han insistido mucho en que no y no queremos arriesgar su vida. Ya sé que no es mi culpa, pero quiero ir.

Lunes 20:00

¿No han hablado? Voy por cigarros. No, no estoy fumando mucho, no sé cuántos llevo, pero ya me acabé la cajetilla. Sí, la que compré hoy, pero también Blanca fumó. Ahorita regreso. Si llaman, por favor háblame al celular.

Lunes 18:44

Hola, Carmen. Estoy esperando una llamada importante, tengo que colgar. No, sí, yo te llamo. De verdad tengo que colgar, es importante, de vida o muerte. Carmen, tengo que colgar, adiós.

Lunes 11:00

¡Manuel! Gracias por venir. No sabemos nada, hablaron a las seis de la mañana y el dinero se depositó a las nueve, pero no han vuelto a llamar. Siéntate, lo único que podemos hacer es esperar.

Lunes 8:45

¿Quieren que vaya yo? Es verdad, mejor que vaya mi papá, para que no sea sospechoso transferir tanto dinero. ¿No se puede rastrear la cuenta para saber de quién es? Claro, ya sabemos de quién es. ¡Uta ma! Sólo espero que Arturo esté bien.

Lunes 5:55

¿Hablaron con Arturo? ¿Está vivo? ¿Qué les dijo? No lloro, es que no sabía si estaba vivo, es que… es que… Cuéntenme, qué les dijo.

Viernes 21:00

Pues no les pidas permiso. Arturo, ya no estás en edad de pedir permiso. Ya sé que se ponen muy nerviosos, pero no puedes vivir encerrado para siempre. La verdad es que te sobreprotegen. Si quieres yo les pido permiso. ¡Arturo, por Dios, no te va a pasar nada! Es un antro, un inofensivo antro. Nadie en Aguascalientes te conoce, además nadie sabe que estás aquí. Yo sé lo que tu abuelo le hizo a mi primo, pero ¡tal vez ni siquiera sepan que existes! Mira, toda la vida te han transmitido su angustia y te están impidiendo hacer lo que alguien a tu edad haría. Si quieres, le pedimos a los guardaespaldas que nos acompañen. ¿Sí? Está bien, no te voy a obligar, hablas con ellos hoy para convencerlos de que te dejen salir mañana. Cuando regrese te despierto para hacerte la reseña detallada ¡buenas noches!

Sábado 12:00

Es que no puede ser que no lo dejen salir, Mariana. Vive como un prisionero ¡es ridículo! ¿Sabías que este es el cuarto año que estudia con sistema abierto, para no perder el año con tanta mudanza? Habla tú con ellos, están exagerando, esto no se resuelve deteniéndolo aquí, sino yendo a terapia psicológica para aprender a canalizar sus miedos. Una cosa es que ellos decidan enclaustrarse donde se sienten a salvo, y otra muy distinta es que pretendan que la vida de sus hijos transcurra entre cuatro paredes. Diles tú, yo ya les he dicho muchas veces, ya me cansé, les voy a ofrecer llamarles cada hora desde el antro para ver si así están tranquilos, y ya.

Sábado 21:30

No puedo creer que te hayan dado permiso, Arturo. Qué buena onda. ¿Estás seguro de que no quieres que les digamos a los guaruras? Sí, ya salieron, pero les podemos hablar al celular. Como quieras, de todas maneras el plan está tranquilo y regresamos temprano. Manuel no quiso venir; íbamos a ir a cenar, pero cuando supe que te daban permiso, le cambié el plan, pero no quiso unirse, así que sólo seremos tú y yo. ¿Hace cuánto que no vas de antro? ¡¡¡Cómo crees!!! Vas a ver, nos vamos a divertir.

Domingo 3:00

¿Tú vas por el coche? Mil gracias, yo no puedo dar un paso más, ya no aguanto los pies, me hubiera traído otros zapatos. Te espero aquí, de plano me voy a sentar en lo que llegas.

Domingo 3:17

¡Hola, Manuel! Híjole, perdón que te hable a esta hora, pero es que mi primo Arturo fue por el coche hace 20 minutos y no ha regresado y no sé qué hacer… No, lo dejamos aquí a la vuelta, ya debía haber llegado. No quiero ir a buscarlo, porque qué tal que nos cruzamos en el camino y llega y no me encuentra… Sí, lo voy a esperar un ratito más, y si no llega, te hablo. También si llega, te hablo.

Domingo 3:23

Manuel, Arturo no llega. No quiero decirle a nadie de los que están aquí que me ayude, porque van a decir que estoy neurótica. De plano voy a ver si está el coche. Yo te llamo.

Domingo 3:26

Manuel, el coche aquí está pero Arturo no aparece. Teníamos que haber llegado a las 3 a casa de mi abuela. Ya no tardan en llamarme y no sé que hacer. ¿Vienes para acá? Gracias, Manolo.

Domingo 3:45

¡Puta madre, no sé dónde está! Pregunté y nadie lo ha visto. Le estuve gritando, pero no aparece por ningún lado ¿qué hago???

Domingo 3:49

¿Mamá? Mami, mamita, ma, no encuentro a Arturo. No sé, no sé, salimos juntos del antro y él fue por el coche, y, y, y no regresa, no sé que hacer. No, el coche está aquí. No, no puedo manejar ahorita, pero Manuel está aquí. No vino al antro, le llamé cuando no encontraba a Arturo y vino. Sí, él me puede llevar a la casa, pero ¿qué hago con Arturo? Bien, entonces me espero a que llegue mi papá y ya que Manolo me lleve. Mami ¿tú hablas con mis tíos?

Domingo 4:11

¡Papá! ¡Papá! Es mi culpa, no sé dónde está. ¿Qué? ¿Qué pasó? No quiero un cigarro, dime qué pasó, por favor… ¡Puta madre! (Perdón, papá, se me salió) Sí quiero un cigarro. ¿Cómo fue? ¿Hablaron a casa de la Abuela? ¿Hablaron con mis tíos? Puta madre. (Perdón) ¿Y ellos qué dijeron? Puta madre, es mi culpa ¿y ahora cómo los veo a la cara?

Domingo 4:51

¿Hablaron otra vez? ¿¿¿Nada más dijeron que volverían a llamar??? ¿Qué más, dónde está, qué quieren, está bien? No, no me puedo ir a dormir ahorita.

Domingo 6:30

No me quiero ir a dormir, aunque se tarden horas en llamar ¿me regalas otro cigarro?

Domingo 8:00

Manuel, tú sí vete a tu casa a dormir, ya me has apoyado demasiado. En cuanto llamen, te aviso.

Domingo 10:00

¡¡¡Carajo!!! ¿Qué no piensan llamar? ¿No podemos hacer algo, hablarle a la policía o algo? Me hubiera llevado a los guaruras. Si no hubiera insistido tanto, esto no habría pasado.

Domingo 13:32

¿Qué dijeron? …pero no hablaron con él. ¿Qué más dijeron? ¿¿¿QUÉ??? ¿¿¿DE DÓNDE VAMOS A SACAR TODO ESE DINERO??? ¡y en domingo! ¿Cuánto tenemos en la cuenta de la empresa? Sí me preocupo, tengo que hacer algo. ¡Como si rezando fuera a llegar Arturo a la casa!

Domingo 14:04

Ya hablaron, Manuel, pero mis tíos no hablaron con Arturo. Yo te aviso, pero si me llamas, por favor que sea al celular, para no bloquear la línea de la casa.

Domingo 16:45

No, no voy a ir a misa, Dios me perdona porque hoy es más importante estar junto al teléfono, rezo aquí.

Domingo 18:15

¿Eran ellos?

Domingo 19:05

¿Quién era?

Domingo 20:21

¿Eran ellos? ¡Carajo, que ya dejen de hablar, qué no tienen otra cosa que hacer más que bloquear el teléfono!

Martes 1:38

Aquí tiene que ser. Tú traes el comprobante del banco ¿verdad, Manuel? Está abierto. ¿Entras tú primero? Yo traigo encendedor… No se oye nada… No veo nada… Aquí hay un interruptor… No hay luz… Manuel… Manuel, se me hace que esto está vacío… ¿Arturo? ¿Arturo? No, Manuel, no hay nadie aquí… ¿Qué hay allá, al fondo? Es como una caja ¿no? …Un mueble, vamos a ver… ¿Qué es esto? ¡¡¡PUTA MADRE!!! Puta madre, qué susto, el celular. ¿Aló? ¿Qué pasó, aquí no hay nadie? ¿Llamaron? ¿Qué pasó? ¿No me puedes decir por teléfono? Por lo menos dime si está bien. Bueno, ya vamos para allá.

Advertisements

Author: estilógrafa

Soy la hija fruto de una noche de romance entre el Mar y la Luna. De mi padre heredé la pasión y la intensidad, y de mi madre lo polifacético.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s